Wilstermann no tuvo la capacidad de superar a Bolívar y terminó resignando dos unidades tras igualar con el marcador en blanco en el estadio Félix Capriles.

Con este resultado, la clasificación del cuadro aviador a la siguiente fase de la Copa Sudamericana se hace cuesta arriba.

Bolívar y Ceará lideran el grupo C con 4 puntos, seguidos por Arsenal de Argentina y el equipo cochabambino, con un punto cada uno.

La siguiente semana, Bolívar recibirá al Ceará en el estadio Hernando Siles de La Paz, mientras que Wilstermann visitará a Arsenal en el Julio Grondona, en Buenos Aires.

Bolívar tuvo el dominio del balón en la primera parte, mientras Wilstermann se atrincheró en su terreno sin generar nada en materia de ataque.

Muy temprano, a los dos minutos, Meleán derribó a Fernández dentro del área y el árbitro sancionó penal para la Academia. Un minuto después, el albanés Armando Sadiku, con un remate muy anunciado, marró el lanzamiento, impidiendo que su equipo se ponga en ventaja.

Los aviadores salieron del letargo en el que estaban sometidos recién a los 15 minutos, cuando Osorio se acercó con peligrosidad el arco de Cordano, quien atajó con destreza el disparo del atacante colombiano.

Instantes después, el propio Osorio envió el balón por encima de la valla del conjunto paceño.

Sobre los 21’, Fernández inquietó al golero Banegas con un lanzamiento desde fuera del aérea.

Dos minutos más tarde, Osorio, de taquito, envió el esférico afuera tras un pase de Meléan desde el sector derecho, erigiéndose como la acción con más riesgo que concibió el Rojo en la primera parte.

El carril izquierdo fue el conducto que empleó con más frecuencia Bolívar para llegar hasta la valla del cuadro anfitrión, teniendo al escurridizo Roberto Fernández como arma principal.

En la segunda parte, el accionar de Wilstermann fue más dinámico, aunque no con la contundencia necesaria como para desestabilizar el andamiaje del oponente.

Rodríguez envió el balón a las nubes de una posición inmejorable para anotar, a dos minutos de restablecidas las acciones en el gramado del Capriles.

A los 19’, Saavedra ingresó trastabillando al área de los aviadores, pero tampoco logró vencer al meta Banegas.

Después, Cordano contuvo un disparo peligroso del brasileño Serginho.

Sobre los 48’, el remate de larga distancia de Granell salió ligeramente desviado.

El segundo periodo se caracterizó por la intrascendencia en jugadas de peligro que gestaron ambos equipos, rubricando un empate que dejó más disconformes a los aviadores que a loa académicos, porque si tomamos en cuenta que sólo uno avanza a la siguiente fase de la competición continental, las posibilidades se clasificar se reducen cuando un equipo cede unidades jugando en condición de anfitrión.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.